“Creo que la segunda vez que fui deportado fue como una salvación para mí, ya que me alejó de la heroína y otras drogas”, esas son las palabras de Josue Zarazua, quien después de ser deportado por segunda vez encontró consuelo y refugio en el país que una vez lo vio nacer: México. En esta narración digital, Josue reflexiona los desafíos y el futuro de los deportados, y comparte su propia experiencia de reintegración a la sociedad mexicana al ofrecer sus servicios bilingües de atención al cliente.

Please follow us on: